Get Adobe Flash player
Salud Alimentación Nutrición Fitoterapia Terapias Naturales Desarrollo Personal Espiritualidad 3ª edad Tu casa, tu planeta Otras secciones
InicioProbióticosEnzymasOrtomolecularOligoelementosSales de ShullerAminoácidosÁcidos GrasosAntioxidantesSuplementos especiales
Quiénes somos
Productos
Consejo de asesores
Colaboradores
Cursos y eventos
Directorio
Enlaces
Suscríbete
Publicidad
Contacto
   
EFECTO MESETA: ¿Porqué no adelgazo?<br><br>Secuelas. Maltrato Infantil<br><br>Cáncer. Sanación con Visualización Creativa.<br><br>Liberación de creencias. Dinero y esperitualidad.
Año 6 / Número 31
 
Ortomolecular volver >
MINERALES
El Magnesio



Los minerales son sustancias inorgánicas necesarias para regular y mantener la mayoría de las funciones del organismo. Son necesarios para que el corazón lata, los glóbulos rojos transporten el oxígeno y las enzimas protejan a los tejidos y desintoxiquen de contaminantes. Debido a que los minerales se requieren en relativamente pequeñas cantidades, se clasifican como micronutrientes.
INTRODUCCIÓN

Los minerales son sustancias inorgánicas necesarias para regular y mantener la mayoría de las funciones del organismo. No son sólo componentes de la estructura de nuestros huesos y tejidos, también forman parte de las enzimas de la química del organismo.

Por ejemplo, las vitaminas B, que contribuyen a conformar la estructura de tantas enzimas, no son tan eficaces sin magnesio o zinc, que también son necesarios para muchas de las mismas enzimas. Los minerales son necesarios para que el corazón lata, los glóbulos rojos transporten el oxígeno y las enzimas protejan a los tejidos y desintoxiquen de contaminantes.

Debido a que los minerales se requieren en relativamente pequeñas cantidades, se clasifican como micronutrientes.
Adicionalmente, pueden ser categorizados como macronutrientes (aquellos que el organismo necesita en cantidades de 100 o más miligramos al día), estarían dentro de esta categoría: Calcio, fósforo, potasio, azufre, cloro, sodio y magnesio.

Y microminerales u oligoelementos (el organismo los precisa en cantidades menores de 100 mg al día) que serían: Hierro, zinc, selenio, manganeso, cobre, yodo, molibdeno, cobalto, cromo y flúor.

Existen así mismo otros minerales que no se han establecido como esenciales para el organismo, aunque hay evidencia de que participan en algunas reacciones biológicas. Están incluidos en esta categoría: Boro, silicio, níquel y vanadio.
Los minerales deben ser ingeridos a través de la dieta diaria, ya que el organismo no puede sintetizarlos.

La ingesta de minerales varía según los hábitos dietéticos individuales, absorción intestinal, contenido mineral del terreno, e influencia de otras sustancias u otros minerales.
Otra cosa a tener en cuenta es su biodisponibilidad –es decir, la medida en la que el nutriente es absorbido y utilizado– ya que esta es variable y depende de numerosos factores.


EL MAGNESIO (Mg)
El magnesio juega un papel vital en la estructura y función del organismo humano.
 
PRINCIPALES FUNCIONES CORPORALES:

-Producción de energía.- El magnesio es requerido por la proteína sintetizadora de la adenosina trifosfato (ATP) en la mitocondria.El ATP, la molécula que suministra energía para casi todos los procesos metabólicos, existe inicialmente como un complejo con el magnesio (MgATP).

-Síntesis De moléculas esenciales.- Es requerido en varios pasos durante la síntesis de ácidos nucleicos (ADN y ARN) y proteínas. Varias enzimas que participan en la síntesis de carbohidratos y lípidos requieren magnesio para su actividad. Por ejemplo, la delta-6-desaturasa (D-6-D), así como la D-5-D y la D-4-D, necesarias en el metabolismo de los ácidos grasos de las series omega 3 y 6. El glutatión, un importante antioxidante, también requiere magnesio para su síntesis.

-Papel estructural.- Juega un papel estructural en el hueso, membranas celulares y cromosomas.

-Transporte de iones a través de las membranas celulares.- Se requiere del magnesio para el transporte activo de iones como el potasio y el calcio a través de las membranas celulares. A través de su papel en los sistemas de transporte de iones, el magnesio incide sobre la conducción de los impulsos nerviosos, contracción muscular y el ritmo cardíaco normal.

-Señalización celular.- Esta requiere de MgATP para la fosforilación de proteínas y la formación de la molécula de señalización celular, la adenosina monofosfato cíclica (Camp). La cAMP está involucrada en muchos procesos, incluyendo la secreción de la paratormona (PTH) a partir de la glándulas paratiroides.

-Migración celular.- Los niveles de calcio y el magnesio en el fluido rodeando a las células afectan a la migración de varios tipos diferentes de células. Dicha repercusión sobre la migración celular puede ser importante en la cicatrización de heridas.
 
ABSORCIÓN Y REGULACIÓN:

El magnesio es absorbido en el intestino delgado y colon por transporte pasivo, difusión facilitada y transporte celular activo.Cuando es absorbido dependerá, por lo tanto, de cuánto se consuma, las necesidades del organismo, el tiempo de transito intestinal y la absorción de agua en el colon.
Los riñones ayudan a regular la concentraciones del magnesio excretándolo en respuesta a los cambios en los niveles plasmáticos.
 
VALORACIÓN DEL ESTATUS NUTRICIONAL:

Signos y síntomas de deficiencia
- Aunque la deficiencia severa es poco frecuente, se estima que el déficit crónico de magnesio está presente en el 15-20% de la población; se manifiesta como hiperxcitabilidad nerviosa que se puede manifestar con signos periféricos y autonómicos junto con síntomas de origen central o psicológicos como: Ansiedad, labilidad emocional, fatiga, dolores de cabeza, insomnio, mareo, crisis nerviosas, globo histérico y sensación de falta de aire.
* Condiciones que aumentan el riesgo de deficiencia de magnesio: Desórdenes gastrointestinales, patologías renales, alcoholismo crónico, edad.

Signos y síntomas de exceso
- El síntoma inicial de una excesiva suplementación del es diarrea. Los niveles elevados de magnesio (hipermagnesemia) pueden resultar en una bajada de la presión sanguínea (hipotensión)

Analíticas

- Con la excepción de la deficiencia de magnesio debida a las pérdidas de orina, una prueba de carga del magnesio es habitualmente el mejor método para evaluar los depósitos del organismo.
Los distintos parámetros del magnesio en sangre (en plasma, suero, eritrocito y leucocito) pueden fallar en coincidir unos con otros o con la excreción urinario de 24 h. Un análisis de aminoácidos (aminoacidograma) puede ayudar a mostrar los pasos limitados en las reacciones que dependen del magnesio, como las fosforilaciones.
 
FUENTES ALIMENTARIAS Y COMPLEMENTOS DIETÉTICOS MINERALES:

Fuentes alimentarias
- Como el magnesio es parte de la clorofila, el pigmento verde en las plantas, los vegetales de hojas verdes son ricos en magnesio. Los granos no refinados y las nueces poseen un elevado contenido en magnesio.
Las carnes y la leche poseen un contenido intermedio de magnesio, mientras que los alimentos refinados poseen en general el más bajo contenido en magnesio. El agua es un fuente variable de ingesta; las aguas más “duras” poseen habitualmente una mayor concentración de sales de magnesio.

Complementos dietéticos
- El magnesio está disponible en varias formas diferentes. Son preferibles las formas en las que el magnesio está unido al aspartato o a otros intermediarios del ciclo de Krebs (malato, succinato, fumatato, citrato), así como las formas aminoqueladas, en vez del magnesio óxido, gluconato, sulfato, hidróxido o cloruro.
Es fácilmente absorbido por vía oral, especialmente cuando se une al citrato (así como al aspartato y a otros miembros del ciclo de Krebs).

Mientras que las sales de magnesio inorgánicas a menudo provocan diarrea a dosis elevadas (especialmente el sulfato de magnesio o sales de Epsom) las formas orgánicas de magnesio generalmente no lo hacen. Entre las formas inorgánicas y orgánicas habrá diferencias en relación con la cantidad aportada de mineral elemental. La forma de óxido de magnesio será la que más aporte (60%), seguida del fosfato de magnesio (27%), cloruro de magnesio (25%), sulfato de magnesio (20%), citrato de magnesio (16%), lactato de magnesio (12%), formas aminoqueladas (9-20%), aspartato de magnesio (9.5%) y gluconato de magnesio (5%).

La dosis típica en complementación dietética es de 200-500 mg al día. Se ha de tener en cuenta que debido a que el nivel de vitamina B6 intracelular está estrechamente unido al contenido en magnesio de la célula, existen presentaciones en las que se aportan ambos nutrientes. En resumen, sin vitamina B6, el magnesio no penetra dentro de las células y por lo tanto es inaprovechable. Habitualmente se recomienda una complementación de al menos 25 miligramos de vitamina B6 por cada 400 mg de magnesio suplementado.
 
INGESTAS RECOMENDADAS:

En España, en la actualidad, a efectos del Real Decreto 1275/2003, de 10 de octubre, relativo a los complementos alimenticios  la cantidad diaria recomendada (CDR) para el magnesio se ha fijado en 300mg al día.
 
PRINCIPALES APLICACIONES POTENCIALES:

- Cálculos renales
- Diabetes Mellitus
- Estrés
- Fatiga
- Osteoporosis.
 
PRECAUCIONES:

Debido a que las ingestas muy elevadas de magnesio pueden reducir la absorción del calcio (y viceversa), normalmente se recomienda que estos minerales sean tomados en combinación cuando se empleen en altas dosis (especialmente durante períodos prolongados). Las dosis moderadas a altas de magnesio pueden provocar heces blandas, especialmente si se toman en forma de sales de Epson, cloruro de magnesio o hidróxido de magnesio.
 
CONTRAINDICACIONES:

Los pacientes con bloqueo atrioventricular u otras formas severas de enfermedad cardiaca, así como los que sufran de enfermedad renal no deben tomar suplementos de magnesio a no ser que lo hagan por consejo médico y bajo su estrecha supervisión.
Así mismo, los que estén tomando fármacos cardiovasculares, wafarina o tetraciclina, no deben tomar suplementos de magnesio a no ser que lo hagan por consejo médico y bajos su estrecha supervisión.

Autor:    Mikel García Iturrioz. Experto en Nutrición y Medicina Biológica. Por cortesía de Laboratorios Solgar
Año 2 / Número 4
Pág. 5
  DESTACAMOS:
·· La hipnoterapia como apoyo emocional a los niños
·· El insomnio, un mal de nuestro tiempo
·· Constelaciones familiares
·· El colesterol
·· Problemas de infertilidad: Tratamientos alternativos
·· Minerales y salud: El magnesio
·· La quiropráctica en el mundo


volver >
SABER ALTERNATIVO, C.B.   |   Tel. 986 431 331   |   info@saberalternativo.es Aviso legal   |   Créditos
Quiénes somosProductosConsejo de asesoresColaboradoresCursosGuíaSuscríbetePublicidadContactoRecomendar a un amigo